Spider-Man: Un Nuevo Universo. Así superaron las primeras proyecciones de prueba fallidas

220
Póster de Spider-Man: Un Nuevo Universo

Escucha este artículo

Durante una visita reciente a un podcast, los productores de Spider-Man: Un Nuevo Universo compartieron la reacción a las primeras proyecciones de prueba de la película. Christopher Miller y Phil Lord revelaron que se sintieron perdidos o nerviosos en ciertos momentos. Por ejemplo, probar la película en Arizona les hizo dudar de la calidad de su trabajo. Sin embargo, las reacciones finales fueron bien diferentes.

Durante esta era de evaluación instantánea de los fans, puede ser difícil alejarse de las típicas historias para explorar algo completamente nuevo. Ahora bien, si el producto convence, el éxito puede ser mucho mayor. Lord y Miller han sido de los que han arriesgado al o largo de su carrera, y a su público le encanta lo que hacen con personajes familiares fuera de sus ámbitos normales.

Con cada cosa que hemos hecho, hemos tenido una proyección a mitad de la producción donde todos nos miramos y decimos, ‘Estamos jodidos. Estamos absolutamente jodidos’. Incluso con Un Nuevo Universo. Hicimos una prueba temprana en Arizona, y no funcionó del todo bien. Hicimos algunos ajustes, averiguamos con qué chocaban las personas, por qué no se involucraban con ello, y simplemente sigues trabajando. Es algo que evoluciona. El público te dice lo que quiere, y luego tú tienes que encontrar la manera de dar lo que no saben que quieren.

Es un simple caso de ir moliendo, en el que dices ‘Estoy tratando de mantener la participación del público en esto el mayor tiempo posible’, lo que significa que tienes que sentarte allí y verlo como ‘Está bien, esos cinco segundos, esos son geniales. Los próximos cinco segundos, esos son geniales’. Entonces, algo sucede en mi cuerpo como si todo se detuviera y pienso ‘¿Qué? Eso fue una tontería’. Y luego tienes que cortarlo o mejorarlo. Por lo general, tratamos de mejorarlo porque tratamos de dejarlo todo en el campo, y luego solo cortamos las cosas como último recurso.