Spider-Man: No Way Home. Su director hizo terapia con los tres Spideys

0
418
Logo de Spider-Man: No Way Home

Spider-Man: No Way Home fue capaz de cumplir el sueño de muchos fans y juntar en una misma película a tres generaciones de Spider-Man. Tobey Maguire y Andrew Garfield, los actores que interpretaron al personaje en las franquicias anteriores, se unieron a Tom Holland para acompañarle en la película que cerró su trilogía. Una vez vista la película, nadie puede negar que hubo una química especial entre los tres Peter Parker en pantalla, y quizás parte de la culpa sea del propio director Jon Watts.

En una entrevista reciente en la que habló sobre los desafíos de hacer la película, Watts explicó que quería que todos los actores estuvieran en la misma onda en cuanto a lo que significaban sus personajes para la historia en general. Después de hablar con los tres de forma individual, Watts hizo una terapia con los tres juntos para que pudiesen hablar de forma abierta sobre lo que significaba el personaje para cada uno.

Nos sentamos en sillas plegables en círculo y repasamos el guión juntos. Había hablado con todos por separado, pero tener a todos juntos para hablar sobre la historia, cómo encajan las piezas y qué significaba Spider-Man para ellos, fue emocionante para mí. Teníamos a los únicos tres actores que alguna vez interpretaron a Spider-Man en una película, y cada uno había pasado por mucho, dentro y fuera de la pantalla. Fue como una sesión de terapia de Spider-Man.

Debido a que habíamos hecho ese trabajo por anticipado, cuando rodamos esa primera escena con todos, fue genial dar un paso atrás y ver al equipo mirando, como si estuvieran viendo la película. Estás capturando algo más que una escena de una película, estás viendo un evento único en la vida.