Después de que Chronicle recaudase 126 millones de dólares con un presupuesto de 12 millones, el director y guionista Josh Trank empezó a recibir grandes ofertas de Hollywood. Una de ellas fue una película de Venom, algo que parece que Sony Pictures estuvo intentando hacer durante muchos años hasta que finalmente lo consiguió en 2018.

En una entrevista reciente, Trank explicó que presentó a Sony una idea para una película clasificada R de Veneno, cuyo tono sería similar al de La Máscara. Después de pasar dos semanas montando la idea junto a Rob Siegel, se la presentaron al productor Matt Tolmach, y este la odió.

No me gustó cómo se presentó Matt Tolmach ante mí en esa situación, porque parecía muy autoritario. Bueno, si no te gusta lo que estoy haciendo, y me estás diciendo que tengo que hacer algo que concuerde con lo que tú quieres, y me lo vas a decir de esa forma, lo siento pero tengo otras cosas que hacer.