La muerte de Iron Man en Vengadores: Endgame es ya un momento icónico de la historia del cine, pero pudo ser muy diferente.

Según el editor Jeff Ford, se quedaron en la sala de edición muchas versiones alternativas del trágico final de Tony Stark.

Cuando estábamos montando el final de la película, cuando rodamos el último momento de Tony por primera vez, rodamos un puñado de opciones diferentes. Robert tenía ideas diferentes. Le dimos espacio para hacerlas.

Joe y Anthony son geniales en cuanto a improvisación. Rodamos unas cuantas interpretaciones diferentes para ese último momento. Algunas de ellas eran una locura. Algunas de ellas nunca se iban a usar.