Comienzan a aparecer los primeros tótems de Los Vengadores en los cines, en los que se pueden ver a los superhéroes protagonistas separados por parejas o de forma individual, en adaptaciones de varios de los últimos pósters de la película.