Todas las noticias del Universo Marvel

[Reseña] Spiderman Superior Nº 92 y Nº 93

Superior Spider-Man Nº 27.NOW

Arrancó el mes pasado el que va a ser el último arco argumental de Spiderman Superior: Nación Duende. Dan Slott ya casi ha terminado de encajar todas las piezas de este gran rompecabezas y estamos casi listos para ver el mural completo. Y de momento, el mural pinta realmente bien.

Se nos prometía que todo iba a quedar cerrado y bien cerrado antes de la vuelta de Peter -que, como todos sabemos, ocurrirá a caballo entre el mes que viene y el siguiente-, y parece que esta vez la Casa de las Ideas sí va a cumplir su palabra. Lo que Slott está logrando con el Spiderman Superior es realmente meritorio. Y ahora que vislumbramos el final de la etapa, que casi podemos arañarla con los dedos, nos continúa dejando un muy buen sabor de boca. Todo, absolutamente todo lo narrado desde el Spiderman Superior nº 1 USA parece confluir en esta gran saga. Los duendes -verdes, reyes, originales y de todos los tipos que se os ocurran-, Spider-Island, Mary Jane, Anna Maria, Horizon Labs, el chantaje a J.J. Jameson, las pesquisas de Carlie Cooper… incluso el Spiderman 2099 tiene su cabida en la trama.

Nación Duende quedará para el recuerdo de las grandes aventuras de Spiderman. Sí, aunque no la protagonice Peter (de momento). Porque está magistralmente escrita, pero sobretodo porque la editorial arácnida, encargada de coordinar todas las colecciones del trepamuros, se ha superado a sí misma. La sincronización de todas las cabeceras de Spiderman es simplemente perfecta. Insuperable. Y Panini Comics se lleva otro 10 por traernos a los lectores españoles esta serie de forma cronológica, limpia y sobretodo económica. Jamás, en los 50 años de Spiderman, la editorial arácnida evidenció tal compromiso con la continuidad y el buen hacer. No importa si estás leyendo Superior Spider-Man nº 29 USA, porque la acción se intercala con  Superior Spider-Man Team-Up nº 11 USA… sin ser un crossover. Se pueden disfrutar por separado, pero juntos, la lectura se eleva a la enésima potencia.

Superior Spider-Man Nº 27.NOW

Y es que aquí hay tela para cortar. Otto sigue haciendo trizas el mundo de Peter y pone fin a la relación de Spidey con los Vengadores. Joder, con lo bien que ha funcionado el Spiderman Vengador. ¿Solo yo espero que se subsane esta situación con la vuelta de Peter?

Slott está motivado y eso se nota. Escribe con frescura, con momentos hasta poéticos, y logra que Nación Duende mole, así de sencillo. ¿Por qué? No es ningún secreto que muchos lectores -entre los que me incluyo- siguen considerando que el peor enemigo de Spiderman siempre ha sido el Duende Verde (que está por ver si es Norman quien se oculta bajo la máscara… que yo hasta que no lo vea…) y no Dock Ock. Y escoció que fuera precisamente Octopus quien asestó el peor golpe a nuestro héroe. Aquí Slott, que no es idiota, juega una baza maestra: es precisamente el Duende Verde quien pone en jaque al Spiderman Superior. Es decir, estamos ante una lucha por ver quién es el archienemigo del Asombroso Spiderman: si el Duende Verde o el Doctor Octopus. La analogía es muy clara. Si Otto pierde allí donde Peter casi siempre triunfó, es que Otto no es Superior. Y Slott pone en boca del Duende Verde (ahora Rey Duende) lo que muchos pensábamos, dando así de paso algo más de profundidad al villano: que él -entiéndase el Duende Verde- fue siempre el peor enemigo se Spiderman, y no puede venir un cualquiera y joderle más la vida a Peter de lo que él jamás se la jodió. Es algo personal para el Duende Verde, debe demostrar quien la tiene más grande.

Y todos sabemos que Norman -si es que se trata realmente de Norman, que ojalá que sí-, cuando se pone en serio, es uno de los peores villanos Marvel, a la altura de Magneto o el Doctor Muerte. Terroristas duende que buscan inmolarse, pintadas en el puente donde murió la rubita favorita de Peter, el caos reinante al más puro estilo de La Leyenda RenaceSlott llevaba tiempo esperando este momento.

Superior Spider-Man Nº 28

El Duende Verde, o Rey Duende, destruye el mundo de Otto. Literalmente. Se lo arranca todo de las manos, en un claro reflejo de lo que está siendo Spiderman Superior: un castillo de naipes que empieza a venirse abajo. La conversación donde el Duende Verde le revela a Spiderman que conoce su verdadera identidad es sublime. Y todo envuelto siempre en la neblina del humor made in Slott. SpOck lamentándose con uno de sus guardias muertos: “Número 23 no, era mi favorito”. Tremendo.

Cabe también reconocerle a Slott que haya sido casi el único guionista capaz de dar un trato coherente a Mary Jane. Durante Spider-Island ya pinceló una madurez en la pelirroja, y ahora juega otra baza muy poco usada: la experiencia de MJ que ha adquirido tras tantos años viviendo aventuras junto a Spiderman. Da gusto ver como la chica consigue avanzarse a los movimientos del Duende Verde en un claro “ya no soy la niña tonta que secuestran siempre y solo sabe gritar”.

Mención aparte merece el flashback donde Otto y Norman trabajan codo con codo.  Un buen detalle la elección de Ron Frenz como dibujante, ya que transmite el toque de los 90 que necesita el citado flashback -una vez más, un aplauso para la coordinación editorial-. La acción nos traslada a nuestros 90, donde Norman supuestamente estaba muerto (una de tantas veces). Rescatan aquí los guionistas una historia remota de Octavius aparentemente intrascendente -que Otto tenía una prometida-, pero que da un revés tremendo al intervenir Norman en la ecuación. Por supuesto, esto tan solo está orientado a dar una mayor carga emocional al choque entre SpOck y el Rey Duende, pero está francamente bien llevado. Es colosal el trabajo de los editores, guionistas y demás en lo referente a búsqueda de información sobre el Doctor Octopus. Debo admitirlo. Han logrado humanizar a Otto. Y sino, atentos a la sangrienta muerte de Lamaze. Otto lo abraza en el suelo, y estamos seguros que bajo la máscara está llorando. ¿Alguien lo duda?

Superior Spider-Man Nº 29

Por supuesto, no todo son rositas. El dibujo quizá no está a la altura de la macro historia que se nos narra, pero sí se evidencia una voluntad por innovar y por explorar otras vías que acaban por resultar francamente interesantes. Por ejemplo, es ya una constante el cambio de dibujante en un mismo número para ilustrar distintas escenas en paralelo. Mientras Humerto Ramos nos muestra una brutal batalla entre ambos Duendes, Rodríguez va a la suya en el frente que une a Spiderman con los Vengadores. Este recurso es usado también en flashbacks, en visiones, en el paisaje mental de Peter… una herramienta más a coordinar que aún enaltece todavía más la labor de los editores.

Giusepe Camuncoli se ocupa de los lápices durante buena parte del Spiderman Superior Nº 93, y pese a que sufre en las poses dinámicas (ese Duende Verde subido en el planeador…) y con algunas expresiones faciales, consigue dotar al Duende Verde de un aire sobrecogedor. Lo hace con varios primeros planos de la sonrisa del villano, de sus labios, de su mirada de loco. Estamos ante un personaje verdaderamente chiflado, un demente, que consigue rememorar a los mejores tiempos del Joker con detalles como las pintadas verdes con forma de duende, y las flechitas que indican el camino (muy en la línea de los juegos de Arkham).

Es de agradecer este regreso del Duende Verde a lo grande, y no puedo más que aplaudir cómo Slott está cerrando y cruzando las tramas que lleva narrándonos durante meses. Y yo que creía que la serie iba a resentirse cuando comenzaron a publicar dos números al mes.

Y esto pronto se acaba. ¿Oís eso? Son las redes de alguien Asombroso, que se acerca.