Todas las noticias del Universo Marvel y Star Wars

Los guionistas de Han Solo: Una Historia de Star Wars hablan sobre la negatividad de algunos fans

A nivel general, las críticas de Han Solo: Una Historia de Star Wars en los medios son positivas, a falta del estreno del viernes. Pero, muchos fans dan por hecho que no estará a la altura, e incluso la han criticado desde que se anunció por ser “innecesaria”. Y, la impopular opinión por Star Wars: Los Últimos Jedi tampoco ha ayudado a mejorar la imagen de la película, que para colmo tuvo cambio de directores a mitad del rodaje.

Ahora, los guionistas del spin-ofLawrence Kasdan y Jonathan Kasdan (padre e hijo, respectivamente) han hablado sobre el frío recibimiento de algunos fans. Kasdan padre, que también fue guionista de El Imperio ContraatacaEl Despertar de la Fuerza, lo ve como algo normal:

Lo entiendo, pero no me lo tomo tan en serio. He visto los dos lados. Pasa con todas estas películas, pero nunca fue así con “El Imperio Contraataca”. En los últimos años, suele haber muchos pronósticos antes de que nadie haya visto nada aún. Siempre pienso, “Bueno, si la película funciona, pues la película funciona”. Después de tres minutos, nadie recuerda nada de eso si la película funciona. Si la película no funciona, la gente estará ahí sentada pensando “¿Ves? Sabía que apestaría”.

Han Solo: Una Historia de Star Wars

Kasdan hijo también ha opinado sobre cómo las expectaciones por cada nueva entrega de la franquicia han ido evolucionando junto a las películas.

Sabes, es divertido. Es una realidad completamente nueva respecto a aquella en la que estas películas nacieron. Estaba pensando sobre esto anoche, cuando estaba intentando, sin éxito, dormir. La película original de Star Wars era una película de serie B matinal de verano. No había ninguna expectación por ella salvo que sería terrible, y fue genial y guay, y comenzó una tradición. Estas películas, históricamente, están relegadas a ser populares y de palomitas… Y ahora se asientan en la cultura donde estas películas son lo más divisorio que hay en cuanto a cómo hacer películas. Es una ironía muy divertida.