Todas las noticias del Universo Marvel

[Artículo] La Guerra Civil de Marvel: Kevin Feige vs. Ike Perlmutter

Han pasado varios días desde que os informamos sobre la re-estructuración de Marvel Entertainment. Con Marvel Studios desvinculándose y pasando a depender directamente de Disney creímos que sería una buena idea hablar sobre las dos personas responsables de este cambio y analizar las cosas a favor y en contra de cara a las próximas películas del Universo Cinematográfico de Marvel.

Si os habéis perdido las noticias y no sabéis exactamente lo que ha pasado podéis leer la noticia sobre Marvel Studios reportando a Disney aquí mismo, y el artículo del The Hollywood Reporter sobre el Comité Creativo haciendo clic aquí.

Antes de ponernos con los pros y contras del nuevo futuro de Marvel Studios, sería interesante, para entender mejor cómo se ha llegado en esta situación, hablar de los dos protagonistas de la polémica que ha rondado esta re-estructuración de Marvel: Kevin Feige e Ike Perlmutter.

marvel studios disney

Isaac “Ike” Perlmutter, CEO (Director) de Marvel Entertainment

Perlmutter es dibujado como el villano por muchas fuentes, es un hombre bastante mayor, con una mente muy conservadora y es famoso por su reticencia a soltar más dinero del estrictamente necesario. Perlmutter fue el salvador de Marvel cuando compró la compañía en los años 90 y evitó que entrara en bancarrota. Gracias a su trasfondo en el negocio de los muñecos, con la que amasó una gran fortuna, fue capaz de dirigir a la Casa de las Ideas hasta el lugar que está hoy, una de las marcas más reconocidas en el mundo, y conseguir que la multinacional Disney le comprara la empresa.

Ike Perlmutter es una persona muy reservada de la vida pública, no hay fotos ni vídeos sobre él desde los años ochenta. A la única premiere de una película de Marvel que ha acudido fue en la de la primera Iron Man, y fue de incógnito. No da entrevistas ni ruedas de prensa. El hombre tiene todo el derecho del mundo a valorar su privacidad, pero desde luego este misterio hace más fácil imaginárselo como el malo de la historia.

Según una gran variedad de fuentes de la industria, es sobre todo su reticencia a gastar más dinero del estrictamente necesario lo que le ha dado esta mala fama. Por ejemplo, durante eventos de prensa se caracteriza por dar a los reporteros y periodistas insuficiente bebida y comida, discutiendo que con un refresco debería bastar a cualquiera para un día. Pero los problemas con Kevin Feige empezaron con Iron Man 2, cuando Terrence Howard (James Rhodes en Iron Man) fue reemplazado por Don Cheadle por ser más barato. Según Perlmutter, “los dos son negros, nadie va a notar la diferencia”. Probablemente ocurrió algo parecido con Edward Norton, aunque las fuentes no lo dejan tan claro.

Durante la pre-producción de Vengadores: La Era de Ultrón, Robert Downey Jr. tuvo que hablar públicamente sobre la situación en que se estaba tratando al resto del casting pagándoles una miseria cuando habían hecho ganar tanto dinero a la compañía. Además, está el tema de juguetes de personajes femeninos, pues según Perlmutter no se venden, y por eso vetaba todos los intentos de producirlos. En cuanto a cine con personjes femeninos como protagonistas, Perlmutter ponía las terribles películas Supergirl, Elektra y Catwoman como ejemplos de por qué no funcionaban en taquilla. Pero fue la confrontación final respecto al presupuesto de Captain America: Civil War lo que hizo colmar la gota del vaso que sujetaba con paciencia Kevin Feige, y tras amenazar con dejar la compañía, Disney se interpuso para separar la división de cine del resto de Marvel Entertainment.

CEO Marvel Entertainment

¿Es Perlmutter el malo de la película? Yo creo que no. Es sencillamente un ejecutivo con opinión y tal vez demasiado poder de decisión. Está claro que es el presidente de Marvel y uno de los mayores inversores de Disney, y eso es poder. Es un hombre de negocios que sabe cuándo y en qué gastar el dinero, pero creo que en algunos aspectos del siglo XXI no se ha adaptado bien, sobre todo en el tema de que el mercado ya no es exclusivamente masculino. Casi la mitad de las ventas de cómics y de entradas de cine de Marvel son del público femenino, por tanto esa mentalidad anticuada está perjudicando a la compañía más que ayudarla. Por suerte, en el departamento creativo no es él el que toma las decisiones, pues parece que suele dedicarse estrictamente a los números.

Sobre Kevin Feige, Presidente de Marvel Studios

Hablemos ahora de Kevin Feige, para muchos el héroe del Universo Cinematográfico de Marvel. A diferencia de Perlmutter, Feige lleva trabajando como ejecutivo en producciones de películas Marvel desde la primera X-Men de 20th Century Fox en el año 2000 y la trilogía de Spiderman de Sam Raimi. Ha trabajado además como productor desde la primera Iron Man, y desde entonces en todas las películas del UCM. Sin embargo, tanto éxito ha hecho que sea considerado como intocable, y desde luego el poder es algo que a todo el mundo acaba subiéndole a la cabeza.

Según muchas fuentes, Kevin se rodea de gente que le dice que sí a todo y siempre le da la razón. Se dice que si alguien que trabaja para Marvel quiere ganarse un punto de mira en la espalda, basta con decirle “no” a Feige. Su vinculación con las películas es tal que se dice que está con el aliento en el cuello de los directores, teniendo una presencia durante la mayor parte del rodaje y sobre todo en la sala de edición.

Kevin FeigeLas fuentes también dicen que en las últimas películas Kevin ha ido ignorando cada vez más las notas y consejos del Comité Creativo de Marvel, con su sede en Nueva York, y liderado por Ike Perlmutter. Algunas fuentes pusieron Iron Man 2, Iron Man 3 y Vengadores: La Era de Ultrón como las películas menos influenciadas por el comité, obligando a esta última a gastar dinero extra en reshoots tras el rodaje principal de la película.

Además, Kevin Feige parece que no tiene intención alguna de reconocer a las series producidas por Marvel Television como Agents Of S.H.I.E.L.D. o Daredevil, pues no pone ningún tipo de detalle ni huevo de pascua en las películas. Y no parece que tenga intención de hacerlo. La división de televisión no está bajo su ala y es muy probable que no estuviera de acuerdo en que fueran parte del UCM, pero no tuvo más remedio que aguantarse cuando el comité lo decidió por él. Habrá que esperar a las próximas películas para ver si hay cambios en el tema. Aunque no es algo que afecte a la calidad de las películas, sí que es un detalle que afecta a la credibilidad de la marca Marvel en la televisión.

Ahora que hemos conocido un poco más la situación de Feige y Perlmutter, podemos centrarnos en analizar la re-estructuración, y ver los pros y contras.

Puntos a Favor de Marvel Studios emancipándose de Marvel Entertainment

A partir de ahora, Kevin Feige, presidente de Marvel Studios junto con Louis D’Esposito y la productora ejecutiva Victoria Alonso, serán los que mandarán en las decisiones ejecutivas de las películas. La única persona que estará por encima, y a la que tendrán que responder por el tema monetario, es Alan Horn de Disney, alguien que tiene reputación de tener una mente muy abierta y un bolsillo mucho más accesible que el de Ike Perlmutter.

Kevin, Louis y Victoria, como productores, son los que se encargarán de decidir en qué dirección llevar el UCM y qué películas producir. Son los que decidirán qué guionistas y directores contratar. Hasta ahora, cuando por ejemplo Joss Whedon o James Gunn escribían su guión, este debía pasar por el Comité Creativo para ser evaluado, recibir notas y aprobaciones. Gracias al nuevo modelo, todo este proceso será más rápido, y las notas que se reciban serán opcionales a lo sumo.

Ahora los problemas de dinero con actores y cineastas se resolverán de un modo mucho más fluido, pudiendo pagar más a los que lo merecen y no pasando por una política Perlmutter de “lo que se estipula en el contrato y ni un dólar más”.

La creatividad de guionistas y directores será mucho más flexible ahora que habrá menos ejecutivos dando notas y retocando guiones. Lo que en teoría debería darnos películas más variadas y originales, aunque manteniendo el tono y ambientación Marvel al que Kevin nos tiene acostumbrados.

ant-man press

Puntos en Contra de Marvel Studios emancipándose de Marvel Entertainment

Aunque el Comité Creativo de Marvel no contaba con ningún cineasta, estaba formada por editores como Joe Quesada y Brian Michael Bendis. Uno no deja de preguntarse si es buena idea prescindir de las ideas y opiniones de gente que lleva tantos años escribiendo cómics Marvel y en constante contacto con los personajes y sus fans. Espero que se siga teniendo en cuenta consultar al comité para que produzcan ideas y notas de interés, aunque no se tengan todas en consideración.

A pesar de que Alan Horn es alguien mucho más flexible ante el que responder, también hay que tener en cuenta que Disney ha cometido errores recientes de crítica y recaudación haciendo películas como Tommorrowland, El Llanero Solitario o John Carter. Ahora la confianza en la calidad de Marvel Studios cae con mucha presión en los hombros de Kevin Feige.

La separación de la división de cine respecto a Marvel Entertainment supone una ruptura de todo el organigrama que antes estaba interconectado, poniéndose todos de acuerdo entre los departamentos: merchandising, cómics, televisión, cine, etc… Puede que separando la dirección del UCM del resto de Marvel distancie la sensación de que las películas siguen teniendo un gran respeto y cariño al origen de estos personajes tan queridos. Esa responsabilidad estará ahora en manos de Kevin y de los cineastas que se contraten.

Logo de Captain America: Civil War

Conclusiones

La separación de Marvel Studios y su re-estructuración en la maquinaria de Disney parece algo que iba a ocurrir tarde o temprano, pues sus otras filiales Pixar y Lucasfilm funcionan del mismo modo. Pero Pixar hace películas que no están interconectadas y no tienen el mismo tipo de material que Marvel, y de Lucasfilm aún no hemos visto más que juguetes, un par de series de televisión y el aluvión de cómics y novelas canónicas, y hasta que no llegue la primera película no sabremos definitivamente si fue una buena idea que Disney tomara las riendas de la casa que nos proporcionará tantas dosis de Star Wars.

Por tanto, nadie puede saber con seguridad lo que pasará ahora con el UCM. Está claro que el comité habrá influenciado en el guión de Captain America: Civil War y su producción, y habrá tenido también poder respecto a la pre-producción de Doctor Extraño. O sea, pase lo que pase con las dos películas del UCM del año que viene, la culpa o el éxito no serán solo de Kevin Feige.

Sin embargo, será con Guardianes de la Galaxia: Vol. 2 y Thor: Ragnarok cuando veamos si el nuevo rumbo de Marvel Studios es lo que todos esperábamos, o si los rumores de que a Kevin se le ha subido el poder a la cabeza son ciertos.

Si hay que mojarse, cosa que para eso estamos aquí, yo apostaría a que es una buena idea que Marvel Studios tenga poder de toma de decisiones independiente de un Comité Creativo que no cuenta con ningún ejecutivo con experiencia en el negocio del cine. Espero que se sigan teniendo en cuenta las opiniones y consejos de gente de Marvel que sigue tan vinculada a los cómics, porque las buenas ideas son buenas ideas siempre, da igual de dónde vengan. Y espero que Kevin no contrate a directores que le digan que sí a todo, sino que tengan su propia visión y personalidad, porque Kevin es un gran productor, pero espero que siga dejando escribir y dirigir a los que saben de eso.

Disney Marvel

Fuentes | The Hollywood Reporter, Birth.Movies.Death, Bleeding Cool